Unpublished

Bendita saudade

Fiel a su perenne carácter melancólico, Oporto respira apacible entre copas de vino, tradición y poca o ninguna prisa por alcanzar una falsa modernidad. El Duero besa hoy sus orilla igual que lo hacía en tiempos de los griegos, moldeando un espíritu abocado sin remedio a vivir sin obsesiones. El lienzo de esta hermosa ciudad lo ocupan